GIVI equipa la Crosstourer 1200 para dar la vuelta al mundo 1



GIVI Honda Crosstourer

A principios de año llegaba la nueva maxi-trail de la casa japonesa Honda. Con su motor V4 la Crosstourer 1200 es capaz de devorar kilómetros de asfalto y pista incansablemente. Pero para poder hacerlo con total comodidad y mayor seguridad, GIVI ha desarrollado un impresionante kit para cargar con todo el equipaje necesario y realzar la estética aventurera del modelo.

El top case Trekker de 52 litros, las alforjas laterales TRK33N y la bolsa sobredepósito T491 suman un importante volumen de carga y se vuelven indispensables para afrontar una supuesta vuelta al mundo. Además la fabrica de Brescia completa la moto con otros elementos como las defensas del motor, faros halógenos y pantalla sobredimensionada.


Maletas Trekker

El nuevo miembro de la familia Trekker de GIVI, el baúl TRK52N, se convierte en protagonista sobre el nuevo modelo de Honda. Este top case es el que presenta una mayor capacidad de carga de toda la gama (52 litros), de hecho es capaz de albergar en su interior hasta dos cascos modulares. Además, gracias a la forma cuadrada de todas las Trekker se puede aprovechar su espacio al 100%.

El baúl, fabricado en tecno-polímero reforzado con fibra de vidrio, garantiza una notable rigidez estructural, y sus acabados en aluminio le dotan de una estética más que atractiva. Al igual que sus hermanas pequeñas, TRK33N, este top case de 52 litros se puede personalizar con diferentes accesorios, desde el portaequipajes superior (E142) hasta las bolsas internas.

Por su parte las TRK33N son el complemento perfecto al TRK52N para los grandes viajes. Con su capacidad de carga de 33 litros, permiten además la apertura de la maleta desde su parte superior. Una solución ideal para acceder rápidamente a los objetos más necesarios sin necesidad de abrir por completo la maleta.

Todas las maletas cuentan con el sistema Monokey, que permite una mayor facilidad a la hora de colocar y quitar el equipaje de la moto, así como una gran seguridad en marcha. Para su fijación a la moto GIVI ha desarrollado unos anclajes específicos: el SR1110 permite colocar el top case, mientras que la fijación rápida PLR1110 sirve para las maletas laterales (ambas se adquieren por separado).

Bolsa sobredepósito

Con el fin de facilitar el acceso a según que objetos durante nuestro viaje, GIVI añade la bolsa sobredepósito T491 de 17 litros de capacidad. Esta bolsa es extensible e impermeable y cuenta con el sistema de fijación Tanklock, con el adaptador especifico para la Crosstourer, que se vende por separado. Gracias a un pequeño aro metálico que se fija sobre la tapa del depósito y a la base de la bolsa, la fijación a la moto se realiza con una ligera presión; para su desenganche basta con tirar de una palanca roja situada en la base.

Otros accesorios

Y para no olvidar ningún aspecto, la firma italiana ha dotado a la maxi-trail de una serie de accesorios para aumentar la seguridad del piloto, acompañante y moto. Entre ellos hay las defensas del motor específicas TN1110, los faros halógenos S310, que se harán imprescindibles en rutas nocturnas, y una cúpula sobredimensionada D1110ST con 19 cm más de altura que la original.


Fuente Givi