Ruta de Zaragoza a Lleida


La ruta que os proponemos hoy transcurre por tierras aragonesas, para llegar a una ciudad catalana, acompañando al río Ebro iremos desde Zaragoza hasta Lleida, pasando por escenarios de lo más diverso, zonas casi desérticas y zonas con abundante agua como el embalse de Mequinenza, con estos distintos entornos podemos encontrar una amplia oferta de actividades de ocio y culturales (ski acuatico, senderismo, museos, monumentos, etcétera). Bajo estas lineas el mapa con el trazado de la ruta.


Ver Ruta de Zaragoza a Lleida en un mapa más grande


Partiendo desde Zaragoza algunos de los núcleos urbanos por los que transcurre la ruta son: El Burgo de Ebro, Quinto, Azaila, Escatrón, Caspe, Mequinenza, Torrente de Cinca, Soses y llegaremos a la ciudad de Lleida.

Antes de iniciar la ruta, en Zaragoza es recomendable dejarse caer por alguno de sus emblemáticos rincones, como puede ser el Pilar o el Pente del Tercer Milenio. Cuando decidamos partir, lo haremos por la carretera de Castellón (A-68) que en la primera redonda que encontremos se convertirá en la autovía del Ebro, momentáneamente hasta llegar a el Burgo de Ebro, que pasará a ser la carretera de Castellón (N-232), esta carretera tiene previstas obras para convertirse en autovía hasta Alcañiz. Por esta vía llegaremos hasta Fuentes de Ebro, el cual bordearemos gracias a la variante. A partir de este punto, la visión que teníamos de zonas industriales, polígonos y fabricas se vuelve más apetecible, encontrando campos que estarán verdes en primavera y montañas a lo lejos. De esta manera y con el Ebro siempre a nuestra derecha llegaremos hasta Quinto.

Llegados a este punto podríamos elegir dos caminos distintos, el que permanece cercano al Ebro y el que se aleja un poco para luego volver, elegimos el segundo, que permanece en la N-232 y a través de unos paisajes de secano nos llevará al pequeño pueblo de Azaila, en el cual podemos visitar el Centro de Interpretación y su poblado Iberico, Cabezo de Alcalá. Una vez dejemos atrás Azaila nuestra ruta sigue por la carretera A-1404, una carretera estrecha y dominada por paisajes de secano, a través de esta llegaremos a Escatrón en algo menos de veinte minutos.

En Escatrón volvemos a estar a la orilla del río Ebro, y a partir de este punto nuestra ruta pasa a seguir el trazado de la A-221, que a través de un par de largas rectas nos llevara hasta la siguiente localidad de nuestra ruta, Chiprana, en este punto el cauce del río Ebro ya está completamente cambiado y nos encontramos con el embalse de Mequinenza, conocido popularmente como el Mar de Aragón. Siguiendo la A-221 llegamos a Caspe, otra localidad a la orilla del embalse de Mequinenza. A partir de este punto continuaremos por la carretera N-211, por el tramo con más curvas de toda la ruta, sin ser en ningún caso excesivamente revirado. Después de montar durante unos 45 minutos nos situaremos en la parte baja el embalse, en el pueblo de Mequinenza, y cruzaremos el embalse para cambiar de orilla.

En Mequinenza, apodado por algunos como “el paraíso de la pesa”, a parte de ser un lugar ideal para realizar esta actividad, encontramos diversos puntos de interés como puede ser su castillo y destaca en su gastronomía la “Olla Barretjada” o la “Olla d’Oli”. Una vez salgamos de Mequinenza, nos quedará una media hora de ruta hasta llegar a Lleida, primeramente seguiremos la carretera N-211 hasta Torrente de Cinca y luego Fraga, donde tomaremos la A-2 que finalmente nos llevará hasta Lleida pasando por Alcarrás. En Lleida tenemos una gran oferta turística, con numerosas fuentes ornamentales y conjuntos arquitectónicos, también podemos disfrutar de la típica coca salada catalana, la coca de recapte.

Donde comer y alojarse:

En Zaragoza: El Peirón de la Manduca, Hostal Cataluña.
En Mequinenza: Restaurante Bellavista.
En Lleida: Celler del Roser, Hostal Mundial.

Descargas:

Ruta en KML y ruta en GPX.

Fotos por Gildardo, Climens, Sr. Ternasco y LaiaBM.